Blogia
marcopozo

Macau (澳門)

Hace un par de semanas estuve en Hong Kong y un día me acerqué a Macau. Puesto que sobre Hong Kong quiero escribir más de una entrada, empiezo con esta entrada única sobre Macau. Por otro lado, como esta vez hice diario de viaje, en esta entrada encontraréis partes del texto en cursiva y partes en texto normal. La parte cursiva la reservo para las transcripciones del diario, mientras que el texto normal lo guardo para añadir comentarios ahora.

16 de agosto, 10:30 ¡Hacia Macau!

La decisión ha sido repentina ya que hasta que no hemos salido del hostal no hemos visto que no llovía.

Nuestra habitación en el hostal de Hong Kong no tenía ventanas así que no sabíamos el tiempo y teníamos que fiarnos de la tele. No siempre acertaba.

Como no queríamos subir al barco lloviendo hemos decidido ir hoy. Hasta el puerto hemos ido en metro (8,50 HK$) y allí hemos comprado los billetes con TurboJet, ida y vuelta 300,00 HK$. Se trata de unos trimaranes cerrados, que no ofrecen vistas ni desde proa ni desde popa, lo que era una de mis motivaciones para ir a Macau en barco :(

En la estación marítima hemos vuelto a observar lo asquerosamente peseteros que son los chinos. Aún no habíamos puesto el dinero sobre el mostrador y ya nos lo habían arrancado de las manos.

Realmente fue una compra muy presionada. No tuvimos tiempo de reflexionar y se aprovecharon. Luego nos enteramos que hay otras empresas que ofrecen el mismo trayecto y en el mismo tiempo por poco más de la mitad de lo que nos costó. Así pues no recomiendo TurboJet.

Vistas del barco

Navegando hacia Macau

12:30 En inmigración

Más de media hora haciendo cola en el control de pasaportes y lo que nos queda. La verdad es que no entiendo porque tanto control para moverse entre Hong Kong y Macau. En este viaje estoy teniendo problemas con el pasaporte. Está muy estropeado y por lo que parece los chinos creen que en la foto no me parezco mucho. Cuando he salido de Hong Kong hacia Macau el empleado del control me ha preguntado el nombre. ¡Claro, si el pasaporte hubiera sido falso yo habría sido tant estúpido de no haber sabido a que nombre estaba!

13:30 En el autobús

Por fin hemos salido del control de pasaportes y vamos hacia el templo A-ma para empezar la ruta del Centro Histórico de Macau, que es Patrimonio de la Humanidad.

Para realizar dicha ruta de manera sencilla, basta con acercarse a la oficina de información turística de la estación marítima y coger uno de los mapas verdes, que señalan los 25 puntos de interés en la parte exterior y llevan una foto de cada uno y su explicación en el interior. Las explicaciones están en portugués, inglés y chino cantonés.

La moneda de Macau es el dólar macanés o pataca, pero se pueden usar los dólares de Hong Kong sin problemas. El cambio es más o menos 1:1. El autobús cuesta 3,2 patacas.

Cuando vas a pagar algo en Macau no hace falta decir nada para usar dólares de Hong Kong, pero hay que avisar si no se quiere el cambio en patacas.

21:00 En la estación marítima

Ya volvemos a Hong Kong. Macau está muy bien. Primero hemos visitado el templo A-ma. Me ha sorprendido por su distribución, por las letras chinas grabadas en las piedras y pintadas de rojo y los espirales de incienso que cuelgan de los techos. Después de salir hemos empezado a subir por la Calçada da Barra, hasta llegar al Largo de Lilau, pasando por delante del Quartel dos Mouros, que ahora es la Capitanía General. El Largo do Lilau es una placita cuca con un quiosco en el medio y una fuente que según parece es como la "Font de Canaletes (Barcelona)" de Macau, aunque según dice el refrán no se trata de volver sino de acordarse: "Aquele de beber da àgua do Lilau, jamais esqueçerá Macau" (Aquel que beba el agua de Lilau, jamás olvidará Macau).

Letras chinas

Letras grabadas y pintadas en el templo A-ma

Lilau

Largo do Lilau

Delante del Largo do Lilau está la Casa do Mandarim, donde vivió un escritor y patriota chino: Zheng Guanying. En la casa hay un par de salas muy interesantes y la entrada es gratuita.

Detalle de la casa del mandarín

Detalle del techo en la Casa do Mandarim

Después nos hemos dirigido la Igreja de S. Lourenço y de camino hemos comido un par de bocadillos típicos que hemos comprado en la Rua do Padre António.

Dichos bocadillos, uno de pollo y el otro de cerdo, además de riquísimos nos costaron muy poco, tan solo 7 patacas cada uno, mientras que al llegar a la zona más turística en la Rua de S. Paulo, costaban 15.

Al dejar la Igreja de S. Lourenço nos hemos dirigido al Largo de Santo Agostinho, donde reunidos se encuentran: el Seminário e Igreja de S. José, el Teatro Dom Pedro V, la Biblioteca Sir Robert Ho Tung i la Igreja de S. Agostinho.

Esta zona está bastante bien conservada, y el Largo de Santo Agostinho del mismo modo que el Largo do Lilau o el Largo do Senado, tienen el adoquinado típico de Macau de colers blanco y negro y con forma de ondas. Por lo que respeta al seminario, este es francamente feo, al igual que el teatro Dom Pedro V, cuyo único mérito es haber sido el primer teatro de estilo occidental en China. La Igreja de Santo Agostinho por fuera es correcta pero no la visitamos por dentro.

Largo Agostinho

Largo Agostinho 2

Dos vistas del Largo de Santo Agostinho

Además de los puntos de interés turístico que vienen en el mapa, por las calles por las que hemos pasado también hemos podido ver las casas "jaula" y las telarañas de hilos eléctricos, aparte de otras cosas curiosas que en su mayoría se encontraban en un estado deplorable. Mientras escribo esto, ya estamos en el barco de regreso. A pasar de ser de la misma compañía que el de la ida, es muy cutre además de más caro (si no tienes descuento de ida y vuelta). Lo que no ha cambiado es el frío que hace, ¡cojones, hay gente hasta con bufanda!

Casa jaula

Calle Macau

Calles de Macau

00:00 En el hostal

Sigo con la visita a Macau. Después de la zona "de Agostinho", hemos llegado a una de las zonas más turísticas y concurridas de Macau, el Largo do Senado. Se trata de una gran plaza en la que encontramos el Leal Senado y la Santa Casa da Misericórdia, y muy cerca, el templo de Sam Kai Vui Kun. Este templo destaca por los personajes pintados en la parte interior de sus puertas, aunque es realmente pequeño. Desde aquí, dando un pequeño rodeo se llega a la catedral, la Igreja da Sé y de regreso se dirige uno a la emblemática Igreja de S. Domingos, situada en una zona que me ha recordado mucho al "Portal de l’Àngel" de Barcelona, tanto por su aspecto como por el bullicio y las tiendas. 

Largo Senado 1

Largo Senado 2

Largo do Senado

S. Domingos

Igreja de S. Domingos

Para continuar, hemos subido por la Rua de S. Paulo hasta las Ruínas de S. Paulo. Por el camino me he puesto las botas comiendo todas las cosas que los comerciantes dan a probar como reclamo. 

Ruinas

Ruínas de S. Paulo

Si alguien se pregunta porque se llaman ruinas de San Pablo, la razón es simple. Lo único que queda de la iglésia es la fachada principal, y por detrás tiene el aspecto de un decorado de película del oeste.

Desde las ruinas nos hemos dirigido al Museo de Macau, que está en la antigua Fortaleza do Monte, donde se puede disfrutar del jardín y las vistas. Allí he hecho el indio un rato y he grabado unos videos para el blog.

Cañón

Apuntando al hotel Gran Lisboa

Para acabar el recorrido del Centro Histórico, hemos ido hasta Casa Garden, donde hemos visto un grupo de ancianas chinas haciendo "deporte" con una especie de "columpios gimnásticos" para adultos. Aparte de las abuelas biónicas, también hemos visto pajareros con jaulitas y pajaritos. 

Al terminar de ver todo el Patrimonio de la Humanidad y aprovechando que ya anochecía, hemos ido bajando hacia el hotel Gran Lisboa, trayecto que no ha sido fácil, debido al cansancio y a la precariedad del mapa. Cerca del Gran Lisboa hay otros casinos lo que permite llamar a Macau "Las Vegas de Asia".

Desde que se legalizó e impulso el juego y la construcción de casinos en Macau, ya son 33 los casinos u hotel-casino que hay en la pequeña ciudad.

Gran Lisboa 1

Gran Lisboa 2

El hotel Gran Lisboa de noche

Para mi, por sus luces, el Gran Lisboa y el Casino Lisboa son los más espectaculares de los que vi. Eso sí, aunque de noche el Gran Lisboa es una pasada, durante el día su silueta floral y dorada, visible casi desde cualquier lugar de la ciudad, daña un poco los ojos, más teniendo en cuenta que el atractivo de Macau es su arquitectura colonial.

Casino Lisboa

El Casino Lisboa

En un día se puede visitar Macau sin problemas, a pesar de que si se quiere ver la Isla de Taipa y la reserva de osos panda hay que ir mucho más temprano de lo que lo hemos hecho nosotros. Sin embargo, un madrileño que nos hemos encontrado nos ha dicho que no vale la pena.

¡Adios Macau!

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres